Sep 30, 2015

¿Son necesarias para vivir solo cuatro horas de sueño?

Las personas que duermen poco nunca se sienten letárgicos, ni se quedan dormidos
en el día. Se levantan temprano normalmente a las cuatro o las cinco de la mañana listos para ponerse manos a la obra.

Dormir poco normalmente tiene un impacto significativo en la salud, la calidad y la expectativa de vida. Puede causar depresión, aumento de peso e incrementar el riesgo de derrame cerebral e infarto.

En 2009, una mujer llegó al laboratorio de Ying-Hui Fu en la Universidad de California, en San Francisco, quejándose de que siempre se despertaba muy temprano.

Primero Fu pensó que era una “alondra extrema”: una persona que se acuesta y se levanta muy temprano. Sin embargo, la mujer explicó que se iba a dormir cerca de la medianoche y se despertaba a las cuatro de la mañana sintiéndose completamente alerta. Lo mismo le pasaba a varios miembros de su familia.

Fu y sus colegas compararon el genoma de varios de ellos. Descubrieron una mutación pequeñísima en un gen llamado DEC2, que aparecía en todos aquellos que dormían poco, pero no entre quienes dormían un número de horas similar al promedio, ni tampoco entre 250 voluntarios.

Cuando el equipo reprodujo la misma mutación en ratones, los roedores también dormían menos pero funcionaban igual de bien que los ratones normales cuando se les ponían tareas físicas y cognitivas.

“Dormir es muy importante. Si duermes bien puedes evitar muchas enfermedades, incluida la demencia”, dice Fu.“Si le quitas a alguien apenas dos horas de sueño al día, sus funciones cognitivas se ven significativamente disminuidas en forma casi inmediata”.

Pero todavía es un misterio por qué es tan importante. Mientras dormimos, el cerebro puede reparar daño celular, eliminar las toxinas que acumula durante el día, elevar el suministro de energía y archivar recuerdos.

Con información de : Eme de mujer