Oct 21, 2014

Detenida por hacer 5.000 llamadas falsas a emergencias

Una mujer surcoreana ha sido arrestada en Seúl por hacer en los últimos cuatro años casi 5.000 bromas telefónicas a emergencias cuando se encontraba bajo los efectos del alcohol, según argumentó la mujer a la policía.

La detenida, de 43 años de edad e identificada por su apellido Song, hizo entre enero de 2010 y julio de 2014 un total de 4.654 llamadas entre bromas y falsas alarmas, según indicaron a la agencia local Yonhap agentes de la estación de policía del distrito de Dobong de la capital de Corea del Sur.

En sus llamadas Song exponía diversas situaciones ficticias, entre ellas que había encontrado un cadáver o que planeaba suicidarse, lo que en varias ocasiones motivó el despliegue de las fuerzas de seguridad, aprovechándose del servicio de auxilio que se presta.

La policía del distrito anunció que baraja presentar una demanda contra la surcoreana para cubrir así los gastos ocasionados por sus falsas alarmas.

La ley de Corea del Sur contempla multas de menos de 100.000 wones (74 euros, 95 dólares) para quienes realizan llamadas de este tipo a las autoridades policiales o de emergencia del país.

Sin embargo, también se imponen penas más altas de hasta cinco años de prisión o multa de hasta 10 millones de wones (7.400 euros, 9.500 dólares) a aquellos que realicen su actividad de manera constante o quienes ocasionan grandes daños mediante las llamadas telefónicas, que parece ser el caso de esta mujer.